Decálogo de CREEX para impulsar el sector turístico extremeño

trujillo 
INTRODUCCIÓN
            Según Exceltur, Extremadura fue en 2019 la cuarta comunidad en aumento ventas relacionadas con el turismo, y la séptima en aumento de beneficios.Para 2020 la expectativa es que sea la comunidad donde más se incrementen las ventas y la segunda donde más suban los beneficios. El empleo en el sector, pese a la estacionalidad, se consolida por encima de las 26.000 personas.
             Tenemos la materia prima:
·                                -Parajes naturales únicos para el senderismo, observación de aves, cicloturismo o turismo de aventura
·                                -Patrimonio histórico y cultural: prehistoria, época romana, edad media, museos, ciudades patrimonio, pueblos bellos, fortalezas y tradiciones
·                                - Turismo de salud
·                                 -Oferta gastronómica en torno a productos de altísima calidad
·                      -Atractivo en turismo de caza y pesca
             A pesar de todo esto, no conseguimos despegar como destino turístico de interior, si nos comparamos con otros destinos españoles, ¿por qué?
            
            CONDICIONANTES
          El Plan Turístico de Extremadura 2017-2020, firmado por la Administración y los agentes económicos y sociales, ha tenido resultados muy positivos. Por citar solo algunos datos, respecto a 2016 ha crecido el número de viajeros en casi 200.000, el número de pernoctaciones en 300.000 y el empleo en 4.000 personas. Esto supone incrementos del 12%, 9,4% y 17%, respectivamente.
             Pese a lo avanzado, se mantienen algunos obstáculos que aún no se han superado del todo, y que obligan a una acción más decidida. Entre ellos:
·                               - Malas comunicaciones: dos autovías, sin tren y con un aeropuerto que no puede usarse muchas veces por falta de dotación tecnológica
·                           - Persisten casos de fragmentación de la oferta: cada cual hace la guerra por su cuenta, promociona ‘lo suyo’, sin darse cuenta de que un turista no se va a desplazar solo para ver tal o cual cosa. Dependemos de un turismo ‘de paso’ hacia otros destinos.
·                    -Derivado de lo anterior, en muchos casos competimos contra nosotros mismos, cada cual tira hacia su zona, intentando acaparar visitantes, sin darse cuenta de que una oferta más amplia beneficiaría a todos
·                     -No se ha completado la integración tecnológica. Es un hándicap en la comercialización y la gestión. Estamos en manos de terceros para generar flujos de visitantes y el tamaño de la mayoría de las empresas impide que puedan acometer la necesaria digitalización por falta de recursos
·                     - Escasa cualificación, que se hace notar cuando se incrementa la demanda de trabajadores.
·                             -Ciertas trabas administrativas: exceso de burocracia y un sistema fiscal que no tiene en cuenta el impacto positivo que la actividad turística puede tener en zonas en riesgo de despoblación.

            DECÁLOGO DE LA CREEX
           El impulso al sector turístico que coloque a Extremadura en lugar destacado para aprovechar el cambio de hábitos, el auge del turismo de interior, pasa por un gran Pacto que vincule a empresas, destinos y Administración.
            Dicho pacto tiene que contemplar, al menos, los siguientes ejes:
·                              -Unidad para exigir al Gobierno que acometa de forma urgente las inversiones para mejorar las conexiones por tren y permitir al aeropuerto operar cuando, por ejemplo, haya niebla
·                               - Generar una oferta turística en forma de paquetes, de manera que el visitante disponga de opciones para aprovechar al máximo su estancia
·                   - Definir el perfil de visitante potencial y enfocar hacia él las acciones promocionales. No se trata tanto de invertir más como de invertir mejor, con promociones conjuntas en vez de un rosario de promociones desconectadas de cada lugar. No debe insistirse en promocionar el destino Cáceres, el destino Mérida, el destino Badajoz, el destino Jerte… sino el Destino Extremadura, como un conjunto.
·                     - Apoyo público a la transformación digital del sector. El tamaño de las empresas les hace difícil muchas veces acometer la inversión, pero con apoyo público podría generarse un sistema integral de reservas, análisis de flujos, paquetes de turismo experiencial, acuerdos sectoriales de gestión, etcétera. El objetivo debe ser que en el plazo de dos años el 75% de las empresas esté digitalizada, tanto en sus procesos de gestión como en la imagen, portales web y presencia en redes. Para ello, y en línea con el documento 13 Retos & 100 Soluciones se proponer un Plan Renove en hardware y software y un centro de consultas sobre digitalización para que las empresas puedan solventar cualquier situación de manera rápida y eficaz.
·                 -Promover la innovación para configurar ofertas atractivas que vinculen naturaleza-historia-gastronomía-tradiciones-cultura y cubran todas las épocas del año para ir rompiendo la estacionalidad
·                          -  Aprovechar al máximo recursos como la Escuela Superior de Hostelería y Turismo, que además es Centro Nacional de Referencia en Agroturismo para promover planes formativos amplios y adaptados a las necesidades de la empresa y además para innovar en la formación para el empleo vinculada al turismo. Apostar por la formación profesional dual
·                     -Analizar los procedimientos administrativos para depurar la burocracia y evitar trámites redundantes. Apoyo y no trabas para la apertura y ampliación de actividades. Plan fiscal con incentivos y bonificaciones en todos los gravámenes relacionados con la actividad y con la inversión innovadora y la creación de empleo. Consideración especial de estas empresas por su vinculación a las zonas más despobladas.
·                     -Fomentar la innovación para configurar ofertas atractivas de turismo experiencial. El visitante no quiere ya ‘ver’, quiere ‘sentir’
·                     -Ordenar la oferta de establecimientos rurales para dar garantías al turista en cuanto a calidad, que sepa lo que puede esperar
·                 -Establecer canales de comunicación continuos entre Administración y empresas del sector para que éstas tengan voz y voto a la hora de diseñar promociones y presencia en eventos nacionales e internacionales.

Imprimir